Tres comisarios de Tecoanapa podrían ser destituidos por sus pueblos

 

SONIA Y.  ABARCA
TECOANAPA, GRO.


Luego de que el comisario que fue electo para este año en la comunidad de Xalplatláhuac, municipio de Tecoanapa fuera removido, al menos en tres comisarías se está considerando la misma ruta, ya que sus autoridades no están respondiendo a las exigencias de sus pueblos.
En la comunidad de Las Ánimas, Armando Martínez García mantiene muchos problemas en la conducción de su pueblo debido a que no ha querido colaborar en organizar a sus habitantes.
Una fuente anónima informó que Martínez García dirige a la comunidad de manera personal sin considerar las observaciones que los mismos ciudadanos le hacen.
“Hasta este momento en Las Ánimas no se ha constituido la policía comunitaria, el comisario no ha convocado para eso y la lista de los integrantes no se ha reportado ante la coordinación municipal de Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Gurrero (UPOEG)”.
Agregó: “Otra de las muestras de la desorganización en la comunidad de Las ánimas es que hasta este momento no se ha instalado el puesto de revisión al entrar a la comunidad, cuando había sido permanente en otros momentos”.
“Se contempla la posibilidad de que Martínez García sea destituido de la comisaria por no estar respondiendo a las exigencias del pueblo”, dijo el informante.
El mismo problema está en la comunidad de El Tejoruco y Villa Hermosa, donde los comisarios municipales tomaron distancia de sus pueblos y se acercaron al presidente municipal René Morales Leyva.
En El Tejoruco, al comisario Anselmo García Venancio se le acusa de no responder al llamado de la UPOEG, y que por el contrario, sí está atento al llamado del presidente municipal.
“En Villa Hermosa, Adán Teresa Nandi su cercanía con el alcalde no le permite exigirle lo pendiente que tiene con su pueblo, aun en contra de lo que le dicen sus ciudadanos”.

Después de que en Xalpatláhuac Rubicel Gatica García dejara la comisaría el mes pasado, en otros pueblos se valora la posibilidad de desconocer a sus autoridades por estar supeditadas al gobierno municipal.